fbpx Clinica Dental Verona. Expertos en Odontología.

Ortodoncia

¿Por qué necesito ortodoncia?

La ortodoncia es una especialidad que se ocupa de diagnosticar, corregir e incluso prevenir las anomalías (maloclusiones) en la forma, posición, relación y función de los dientes y los maxilares, la cara y los trastornos funcionales de la masticación. Entre tales anomalías figuran:

  • La mala alineación o apiñamiento de los dientes.
  • La posición adelanta o retrasada de las piezas dentales en relación a los maxilares.
  • Desplazamiento de uno de los dos maxilares, etc.

Para la mayoría de las personas, el beneficio más obvio del tratamiento ortodóncico es poder lucir una bonita sonrisa. Sin embargo, tener los dientes y los maxilares bien alineados contribuyen a mantener una boca sana.

Los dientes mal alineados y apiñados son difíciles de mantener limpios y en buenas condiciones. Esta mala higiene bucal puede causar caries, empeorar la enfermedad de las encías e incluso llegar a provocar la pérdida de los dientes.

Algunos problemas ortodóncicos pueden provocar un desgaste desigual de las superficies dentales, masticación ineficiente, excesiva presión sobre las encías y sobre el hueso alveolar que sirve de soporte a los dientes o sobrecarga de las articulaciones temporomandibulares y los músculos masticatorios. Estos problemas pueden contribuir a provocar ciertos dolores de cabeza crónicos y dolor en la cara o el cuello.

El tratamiento realizado por un ortodoncista persigue conseguir una boca sana con una sonrisa armónica y prevenir problemas dentales derivados de problemas ortodóncicos:

  • Evitar las caries y las enfermedades de las encías, Los dientes mal alineados y apiñados son difíciles de mantener limpios y en buenas condiciones. 
  • Desgaste desigual de las superficies dentales, masticación ineficiente, excesiva presión sobre las encías y sobre el hueso alveolar que sirve de soporte a los dientes o sobrecarga de las articulaciones temporomandibulares y los músculos masticatorios. Estos problemas pueden contribuir a provocar ciertos dolores de cabeza crónicos y dolor en la cara o el cuello.
  • Prevenir la pérdida precoz de piezas dentales. Debida a esa difícil higiene dental y reabsorción ósea debido a una mordida desigual.
  • Eliminar la tensión añadida que estas malformaciones pueden generar sobre los músculos de la masticación y que son susceptibles de causar problemas en la articulación temporomandibular y, como consecuencia, dolor de oído, cuello, mandíbula, cabeza o columna cervical y cintura escapular.
  • Corregir los problemas de estética facial derivados de una dentadura con problemas como los anteriormente señalados.
  • Desarrollar la función de la masticación de una forma eficaz y correcta.

Tipos de tratamientos de ortodoncia

Aparatología funcional o interceptiva (entre los 6 y los 12 años)

Los aparatos funcionales e interceptivos son dispositivos intrabucales removibles, sueltos, que utilizan fuerzas musculares para efectuar cambios dentarios y óseos.

Su objetivo es dar lugar a cambios estructurales; por ello, se deben aplicar durante la dentición temporal o la dentición mixta. Existe una gran variedad de este tipo de aparatos, en Clínica Verona aplicaremos el más adecuado para cada caso.

La aparatología funcional utiliza el potencial de crecimiento de las arcadas dentarias y, al mismo tiempo, lo estimula al máximo.

  • En muchas ocasiones se consigue modificar el perfil. Por ejemplo, estos son los únicos aparatos que permiten a los dentistas hacer crecer la mandíbula y tirar hacia delante los incisivos inferiores.
  • El tratamiento de ortodoncia puede empezar en fase de dentición mixta: se puede utilizar resina como un mantenedor de espacio en caso de pérdida prematura.
  • El uso de aparatos funcionales puede ser efectivo durante la pubertad debido al pico de crecimiento puberal.
  • Es ideal para el tratamiento de la maloclusión de clases I y II sin apiñamiento dental.
  • Los aparatos funcionales pueden hacer más fácil y más corta la fase de ortodoncia fija requerida posteriormente (dependiendo del caso).

La primera visita al ortodoncista debe ser a los 6 años (antes si se observan anomalidades en la posición de la mandíbula, en la mordida o en la posición de la lengua). Gracias a un diagnóstico precoz el crecimiento ayudará al tratamiento de ortodoncia, pudiendo lograrse reposicionamientos de los huesos que una vez terminado el crecimiento tendrían que ser compensado con extracciones o cirugía ortognática; también ayudará a reducir plazos de la ortodoncia fija en caso de ser necesaria posteriormente.

Aparatología fija

Brackets metálicos

Consiste en “brackets” que se pegan directamente a los dientes. Los aparatos ejercen una presión suave y constante hacia un punto específico que hace que los dientes se desplacen de manera controlada a su posición correcta.

Actualmente es posible escoger entre brackets metálicos, estéticos o incluso brackets linguales que van por dentro de los dientes (Incognito)

En Clínica Verona, en tratamientos con brackets, recomendamos utilizar la técnica más avanzada de baja fricción: Tip-Edge PLUS. Los cuales dan una ventaja en tiempos de tratamiento y confort del paciente.

Están especialmente diseñados para mover los dientes naturalmente; mediante una baja tensión de anclaje y sin necesidad de atadura de arcos (una fuente importante de fricción). Los brackets Tip-Edge PLUS son el sistema versátil para mover los dientes de manera rápida y cómoda, para que obtenga resultados con menos citas y menos tiempo de tratamiento en general.

Principales ventajas:

  • Reducción de tiempos de tratamiento: es el único sistema que controla el movimiento de los dientes en 6 grados de libertad (en todas las direcciones y rotaciones posibles); por ello se consiguen posicionar los dientes más rápidamente. Por lo general los tratamientos duran entre 10 y 24 meses (reduciendo en torno a un 30% la duración de tratamientos con otros sistemas de brackets).
  • Mayor control del movimiento de los dientes, eliminan las reacciones de torsión no deseadas de los dientes adyacentes, eliminando las desviaciones de los resultados esperados.
  • Precisión máxima en la duración del tratamiento.
  • Son de un menor tamaño a los brackets tradicionales, lo que redunda en una mejor estética y menos molestias para el paciente.
  • Al usar fuerzas muy ligeras, se reduce la sensación de presión en los dientes, lo que implica una mayor comodidad del paciente.
  • No hay necesidad de dispositivos TAD, funcionales o extraorales, para planes de tratamiento simplificados. 
  • Trata incluso los casos más difíciles sin cirugía.

Brackets estéticos

En Clínica Verona, también usamos los brackets Tip-Edge PLUS® estéticos; se trata de brackets cerámicos que se disimulan con el diente.

Sólo los brackets estéticos Tip-Edge PLUS® cuentan con una exclusiva tecnología personalizada de combinación de colores. Los brackets absorben las longitudes de onda de la luz y se mezclan para ajustarse al color de los dientes sobre los que se posicionan.

¿Qué hace?

  • El material cerámico patentado duplica las propiedades ópticas de los dientes naturales
  • Absorbe ciertas longitudes de onda de la luz, permitiendo que solo se vea el color natural de los dientes.
  • Crea un aspecto de transparencia que combina prácticamente con cualquier color de diente.

Presentan una mayor resistencia y menor fragilidad a los brackets de zafiro, por lo que los hacen una solución muy adecuada para aquellos pacientes que buscan una solución estética adaptada a sus necesidades.

Ortodoncia Invisible

En Clínica Verona, somos proveedores oficiales del sistema Invisalign®

El tratamiento Invisalign® es una forma prácticamente invisible de alinear los dientes. Usando tecnología avanzada de imágenes computarizadas en 3D, el sistema Invisalign® muestra su plan de tratamiento completo basado en la evaluación que se, desde la posición inicial de sus dientes hasta la posición final deseada. Los alineadores transparentes se fabrican de manera personalizada para que sus dientes se muevan poco a poco.

Cada alineador se lleva puesto durante aproximadamente 1-2 semanas antes de ser reemplazado por el siguiente, y los dientes se van moviendo gradualmente hacia la posición final proyectada. El tiempo de tratamiento depende de sus necesidades específicas y será determinado por el ortodoncista una vez realizado el estudio.

Los alineadores Invisalign® mueven los dientes siguiendo una serie de movimientos cuidadosamente controlados y programados. Por tanto, en cada etapa se permite únicamente el movimiento de determinados dientes, siguiendo un plan de tratamiento Invisalign para dicha etapa en particular.

La duración del tratamiento depende de su complejidad y generalmente es inferior a la de los tratamientos con brackets tradicionales.

Se trata del sistema óptimo en pacientes que buscan una solución lo más estética posible en el menor plazo de tratamiento.

En Clínica Verona todos los presupuestos de ortodoncia son cerrados; incluyen el total del tratamiento, incluida la fase de retención. Además, en el caso de Invisalign® el número de refinamientos incluido en el presupuesto es ilimitado, lo cual garantiza tu satisfacción total al finalizar tu tratamiento sin ningún coste añadido y sin sorpresas al final del mismo.

TU SALUD Y TU SONRISA: NUESTRA RAZÓN DE SER